El día de hoy quiero compartir con todos ustedes unas cuantas reflexiones acerca de cómo ejercer nuestro derecho de elegir a quién habrá de gobernarnos los próximos 3 0 6 años en nuestros municipios y en nuestro estado.

Por la importancia que tiene el elegir de manera adecuada a cada uno de ellos, debemos de tener siempre en nuestra mente y de manera objetiva, clara y sin ningún compromiso ajeno al buen criterio que debemos de aplicar para emitir nuestro voto con absoluta libertad, todas y cada una de las cualidades y defectos de todos ellos.

Hay unos que se caracterizan porque con sus gobiernos de más de 86 años en nuestro querido estado de Colima, sólo se han dedicado a saquearnos, a generar pésimas condiciones de vida para el grueso de nuestra población, con políticas públicas en materia económica que lo único que nos dicen es que no saben gobernar, que han empobrecido más al pueblo, con pésimos servicios de salud sin la atención adecuada que merecen nuestros enfermos y sin el abasto de medicamentos para poder curar nuestras enfermedades, con una inseguridad que se vive en todos los rincones de nuestro estado, con una policía estatal que se dedica a detener personas inocentes dejando que los verdaderos delincuentes trabajen con toda la impunidad, y que también son fieles exponentes de la corrupción a la más alta escuela, pero sobre todo que son más hábiles para tejer sus redes de impunidad, si amables radioescuchas esos que les acabo de describir son los del PRI.

Por el contrario existen otros los del PAN que representan la esperanza de un cambio, la esperanza de tener un mejor Colima con oportunidades para todas y todos los que anhelamos tan solo tener un mejor empleo, para tener acceso a la salud y a la educación de nuestros hijos, la esperanza de tener paz y tranquilidad en nuestras familias.

Tú ya has tenido la oportunidad de vivir la diferencia entre unos y otros en el ámbito municipal y pudiste compararlos, comparemos también a nivel estatal y éste 7 de junio próximo vayamos a votar por todos los candidatos de Acción Nacional, votemos por el azul de la esperanza , hagámoslo por nuestros hijos y nuestras familias, que nunca jamás vuelvan a engañarnos con sus mentiras, hagámoslo con la alegría de que ya se van, ¿a poco no?.