El delegado de Sagarpa, Carlos Salazar, adelantó que en 2015 se podría contar con una variedad de limón resistente al HLB y con ello los productores del campo colimense puedan restablecer el cultivo y vuelva a generar la gran derrama económica que se perdió cuando el vector atacó las plantaciones.

Salazar Preciado detalló que el Senasica a nivel federal y el Inifap ubicado en Tecomán ya tiene analizado el comportamiento del vector generador del HLB, para de esta manera crear plantas capaces de convivir con la enfermedad.

En ese sentido, el delegado afirmó que continúan dando batalla ya que el productor tiene ganar y necesidad de invertir en su cultivo y es ahí donde la Sagarpa debe estar para apoyarlos en lo que sea necesario. Todos los productores coinciden en que quieren seguir con el cultivo del limón. Lo que tratamos es capitalizar a los productores pequeños”.

Carlos Salazar manifestó que además de este problema, el campo continúa en una crisis severa, sin embargo confían en que durante el sexenio de Enrique Peña Nieto se transforme el rostro del campo en Colima.

Señaló que para este año la Sagarpa contará con $11 mil millones de pesos más de presupuesto; mientras que para el estado serán alrededor de $140 mdp.

Como parte de esta estrategia indicó que una vez iniciado el año, el secretario Martínez dio la instrucción de inmediato abrir ventanillas a los productores para que soliciten algún apoyo.

Carlos Salazar explicó que la delegación cuenta con nueve programas de los cuales se desprenden varios componentes. Algunos de estos programas son el de fomento agrícola y otro de concurrencia con el Gobierno del estado.

Especificó que un productor puede acceder a varios componentes pero de distintos programas.

El delegado de Sagarpa afirmó que la visión del Gobierno federal es apoyar a los productores mediante préstamos con intereses baratos en la banca, bajar los precios de producción y mantener los precios de los productos

Por último, Carlos Salazar invitó a los productores para que acudan a la delegación y se informen de cuál programa y componente pueden solicitar, y de esta manera continúen con sus procesos de producción.

 

 

Con información de Xiomara Espinosa