El pleno del Senado de la República aprobó en lo general con 77 votos a favor y uno en contra reformas al Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales, a efecto de adicionar en la credencial para votar la manifestación de ser donador voluntario de órganos, así como la inclusión del grupo sanguíneo del ciudadano.

El dictamen, enviado a la Cámara de Diputados, establece que el Instituto Federal Electoral en un plazo de 90 días a partir de la entrada en vigor del decreto, deberá modificar el sistema de información y datos del Registro Federal de Electores, así como los formatos de la credencial para votar.

De tal forma que en la emisión de nuevas credenciales se pueda asentar el tipo de sangre, siempre y cuando haya sido debidamente acreditado mediante un examen de laboratorio vigente, así como la calidad de donador o no de órganos durante el proceso de registro, de acuerdo con los plazos y requisitos que la ley y los reglamentos respectivos establecen.

También fue aprobada con 71 votos en pro, uno en contra y una abstención, para precisar que el  IFE pregunte al ciudadano si es o no donador de órganos y si desea incluir su grupo sanguíneo debidamente acreditado mediante un examen de laboratorio vigente.

Al fundamentar el dictamen, la senadora priista María Cristina Díaz Salazar reiteró que la reforma busca establecer en la credencial para votar con fotografía de manera voluntaria, la manifestación de ser donador de órganos y el grupo sanguíneo del ciudadano.

Destacó que en virtud  de que la credencial representa un documento de identificación de amplio reconocimiento y uso por la población mexicana, se coincide en que la inclusión de dichos elementos no implicará mayor erogación de recursos públicos pues su modificación e intercambio se llevará a cabo de manera paulatina.

La senadora del PRI, Itzel Sarahí Ríos de la Mora, afirmó que esta medida fomenta la cultura de la donación de órganos, ya que “dentro de nuestra sociedad se viene incrementando la conciencia social relacionada con la donación de órganos procurando a las personas que lo necesiten puedan tener una mayor esperanza de vida, además de brindar mayor seguridad a las personas que, sus órganos no sean indebidamente empleados”, infirió.