Siete de los diez diputados locales del Partido Acción Nacional (PAN), acompañados de varios militantes panistas, dieron una rueda de prensa donde acusaron al gobernador Ignacio Peralta de querer “meterle mano al Comité Directivo Estatal (CDE)” con el objetivo de desestabilizar a este instituto político a través del grupo de Pedro Peralta, al que pertenecen los legisladores blanquiazules Julia Jiménez, Riult Rivera y Crispín Guerra, quienes no fueron invitados a esa rueda de prensa.

El coordinador de la bancada, Luis Ladino, hizo además un llamado a Jiménez, quien aún le disputa a Enrique Michel en tribunales la presidencia del CDE, y a todos los demás panistas a cerrar filas y ponerse a trabajar de manera unida con miras al proceso electoral 2017-2018.

“Hoy, el Partido Acción Nacional en el estado de Colima atraviesa por un intento de intervención desde el Ejecutivo. Ignacio Peralta está moviendo los hilos de la discordia e intenta desestabilizar al partido y es más que claro que quiere meterle mano al Comité Directivo Estatal, sin embargo, la militancia decidió que nuestro instituto fuera dirigido por un hombre de probada calidad moral y capacidad”, refirió.

Si bien reconoció el derecho de la panista a impugnar el último fallo del Tribunal Electoral del Estado, mediante el cual ratificó el triunfo de Michel Ruiz en la pasada elección interna del partido, pidió a todos los militantes a vivir los principios de ese instituto político, pero también los invitó “a darle la vuelta a la página” y dejarse de luchas internas que dijo, “a nada bueno llevan”.

Cuestionado sobre qué pruebas tenía para acusar a Peralta, el legislador únicamente recordó que en la elección de gobernador de 2015, Pedro Peralta, quien enfrenta un proceso de expulsión de este partido, había declarado a los medios de comunicación que creía que el mejor candidato para gobernador era su primo, el actual mandatario, y añadió que desde entonces han estado operando conjuntamente.

Comentó también que el actual dirigente estatal es un panista de cepa y un hombre que comulga y vive los principios de doctrina de este partido político, situación que aseveró “le molesta a Nacho, quien continúa intentado, a través de medios leguleyos, tirar una elección que ya el Tribunal dio por buena a favor de Michel Ruíz”.

“Estamos a meses de iniciar el proceso electoral (…), es momento de cerrar filas, de mirar hacia el futuro y de aceptar los números que ratificó el Tribunal, es momento de unir esfuerzos para mantener y acrecentar la presencia del PAN en el estado y, claro, de trabajar para recuperar la Presidencia de la República de manos de los priistas que han demostrado que si eran los nuevos: con nuevas mañas, más tranzas y más corruptos”, añadió.

En su oportunidad, la diputada Martha Sosa recordó que no fue únicamente durante el proceso electoral de 2015 cuando Pedro Peralta manifestó su apoyo a candidatos del PRI, pues dijo que desde el 2009 lo ha venido haciendo de esa manera.

“No nada más en este 2015, sino desde el 2009 en que Pedro Peralta públicamente ha dicho a los medios que no le gusta el candidato o la candidata y que no va a votar y que le parece que es mejor candidato el que abandera el Revolucionario Institucional; creo que ha sido muy clara la actitud y la influencia que ha dejado sentir en algunos compañeros que también han sido apoyados al interior buscando una división”, apuntó.

En la rueda de prensa estuvieron presentes también los exsenadores y exdelegados de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) en la entidad, Salvador Becerra y Jesús Dueñas, así como otros militantes de ese partido político.

Desconozco en qué se basan: Julia Jiménez

Entrevistada por separado, Julia Jiménez consideró respetable el llamado a la unidad de sus compañeros de bancada, pero también dijo desconocer en qué se basaban para hacer esa acusación de que el mandatario estatal buscaba dividir a los militantes panistas, pero también descartó que vaya a desistir en su lucha legal por la dirigencia estatal.

Expuso que si bien el Tribunal Electoral del Estado ya determinó que Enrique Michel era el ganador de la contienda interna, todavía falta la resolución del Tribunal Federal Electoral, luego de haber impugnado ese fallo, también cuestionó que sus compañeros hicieran un llamado a la unidad pero que ni ella, ni Riult Rivera, ni Crispín Guerra hubieran sido invitados a esa rueda de prensa.

“Desconozco en qué se basan porque todo mundo podemos hablar. ¿Cuáles son las pruebas? Todo el tiempo se han estado jactando de que están las manos del gobernador, que me digan cómo, yo creo que si así fuera, el mismo senador Jorge Luis Preciado ante varios medios de comunicación manifestó que el Tribunal Electoral local nos daría la razón a nosotros por estar las manos del gobernador metidas, y hemos visto que en las dos ocasiones ha fallado contra nosotros”, respondió.

Finalmente aclaró que cuando se ha reunido con el gobernador, lo ha hecho como el resto de sus compañeros panistas, para hablar únicamente de los temas relacionados con las comisiones en las que participan, y que en el caso de Pedro Peralta, cuando se ha reunido con él no ha sido para hablar el tema de la dirigencia estatal.

“Nos hemos reunido con el gobernador al igual que algunos compañeros de la fracción en algunas reuniones que tienen que ver con alguna comisión; en su caso también con Pedro he tenido reuniones, ya tengo tiempo que no lo veo, pero finalmente es mi amigo, lo he dicho todo el tiempo, no le he negado (…) y en ocasiones para tocar algún tema sí me he reunido con él, pero que tenga que ver con la dirigencia, definitivamente no”, señaló.