El ingreso al puerto de Manzanillo quedó colapsado a partir de la tarde de este miércoles (24) ocasionado por camiones que querían ingresar a sacar carga, otros pretendían salir, además de los que solo querían dar vuelta en la glorieta.

El conflicto comenzó después de las 5 de la tarde y se prolongó durante la noche, al grado de que la fila de camiones se extendió por más 10 kilómetros, desde la aduana de entrada al puerto hasta El Colomo.

puerto noche

Los camiones obstruyeron el tráfico desde la aduana, pasando por la carretera a Jalipa, tomando el libramiento El Naranjo, la carretera libre y hasta El Colomo.

Habitantes de Jalipa, Francisco Villa y comunidades de la zona alta, intentaron usar el viejo camino que sale al Barrio I del Valle de las Garzas, pero debido a la cantidad de vehículos que tomaron esa alternativa, también se saturó.

La Unión de Transportistas aseveró que las autoridades viales se vieron rebasadas y tomaron malas decisiones que contribuyeron al problema, como cerrar los entronques con las calles Algodones y Nutria, de la zona industrial.

Este jueves el conflicto continúa, aunque con menos vehículos. Autoridades y transportistas se reúnen para buscar solucionarlo.

Con información de Jesús Lozoya.