10 claves del tabaquismo, sus daños y cómo tratarlo en Colima

En México, 14 millones de mexicanos fuman de manera activa. Todos los días, 180 personas mueren por causas relacionadas al tabaquismo (enfermedades cardiovasculares o cáncer), ocasionando al año 66 mil muertes.

El 31 de mayo es el Día Mundial Sin Tabaco, por eso, Abel Ramos, director del Centro de Atención Primaria en Adicciones en Colima, dio a conocer 10 aspectos claves de esta dependencia, sus daños y a dónde acudir con profesionales para dejar ese vicio en Colima.

  1. Enfermedades mortales

Los infartos del corazón o del cerebro son la primera causa de muerte en edad productiva (35 a 45 años), debido al consumo del tabaco.

El doctor Ramos señaló que en 40% de las personas que sufren un infarto, el primer síntoma es la muerte ocurrida entre 5 y 7 de la mañana, tiempo en que más liberamos adrenalina de manera fisiológica.

Fumar hace 30% más propenso a cualquier órgano de desarrollar cáncer, no sólo al pulmón. Principalmente ocurre en el tracto respiratorio y digestivo (lengua, esófago y páncreas), en las mujeres acelera el cáncer de mama y cervicouterino.

  1. Más de 4 mil sustancias químicas

Cada cigarro contiene más de 4 mil sustancias químicas, de las cuales 40 son cancerígenas. Contiene elementos utilizados en venenos para ratas, cadmio, arsénico, alquitrán, aluminio.

  1. El fumador pasivo tiene el mismo riesgo que el activo

Quien fuma delante de otra persona que no lo hace tiene el mismo riesgo de cáncer o de infarto que la persona fumadora. Los niños que respiran el humo son propensos a enfermedades en las vías respiratorias o crisis asmática.

Al momento de encenderlo oxida y calcifica todos los órganos, ocasionando envejecimiento prematuro.

  1. No contiene siquiera una sustancia benéfica

El tabaco no tiene una dosis que beneficie, de las 4 mil sustancias que contiene ninguna es benéfica. Es una droga legal, pero el hecho de que sea legal no significa que sea saludable.

La única sustancia de todas las drogas que tiene una dosis permitida es el alcohl; sin embargo, cualquier fumada daña el organismo.

  1. Mientras más fumes, más propensión

Entre más fumes, eres más propenso a un cáncer o a un infarto. La persona fumadora tiene una mala calidad de vida, el tabaco deteriora el cerebro, la mente, la concentración, los huesos, la capacidad, el rendimiento y la condición física.

  1. Se siente bien, pero no está bien

El tabaquismo es una dependencia, es una enfermedad de salud mental que provoca síntomas agradables, no duele.

El cuerpo pide nicotina, que es lo que causa la adicción. El cerebro acumula dopamina, la sustancia del placer, cuando hay un cúmulo exagerado de dopamina es cuando la persona tiene tolerancia. Por eso, los fumadores de muchos años necesitan más dosis para lograr esos síntomas agradables, su cerebro les pide más para sentirse bien.

  1. El síndrome de abstinencia es horrible, pero no dura para siempre

Es difícil dejarlo para quienes dependen de la nicotina porque entran en un síndrome de abstinencia, con síntomas desagradables al momento de darle cortón al cigarro, éstos son irritación, ansiedad, insomnio y hambre.

Sin embargo, el especialista explicó que los síntomas desagradables disminuyen a los siete días.

  1. El mito de “si no fumo, engordo”

Es cierto, quien logra dejar una sustancia come bastante porque tiene una ansiedad transitoria y el azúcar refinada genera exceso de dopamina en el cerebro, por eso suceden los atracones, de golosinas, frituras y refrescos de quienes intentan dejar alguna droga.

Tampoco es saludable, pero el doctor señaló que es cuestión de aguantar siete días y bajará la ansiedad e irritabilidad.

  1. Puede que necesites ayuda profesional para dejarlo

El 70% de los fumadores intentan dejar de fumar, sin embargo del 3 al 6 por ciento lo logran de si mismos, el resto necesitan ayuda profesional.

  1. Los cigarros light son lo mismo que los regulares

Estrategias de ventas, pero los cigarros light son igual de dañinos que los regulares. Al consumirlos, una persona tiene la misma probabilidad de padecer cáncer o infarto. “Que disminuyan las otras sustancias no disminuyen el riesgo de enfermedades asociadas al consumo del tabaco.

Los cigarros electrónicos tienen nicotina, sólo prologan la dependencia y la persona fumadora sigue con la adicción y en algún momento la persona consumirá los cigarros tradicionales.

¿En Colima a dónde voy?

En la entidad hay tres centros de Atención Primaria en Adicciones con personal profesional y especializado, terapeutas, personal de trabajo social y médicos.

Tienen un programa terapéutico cognitivo conductual, al cual quien quiere dejar de fumar acude de 60 a 90 minutos una vez por semana. Ahí mismo realizan valoración médica o proporcionan tratamiento farmacológico.

Puedes llamar al teléfono 33 0 58 54 o acudir a uno de los centros, ubicado en República de Cuba, esquina Pastizales, en la colonia Mirador de la Cumbre II.